Bolitas veganas de higos y algarroba

Os presento unos bombones para pecar sin remordimientos…. están hechas a base de almendra, higos secos y algarroba, por lo que son 100% naturales, muy nutritivas, energéticas y con un sabor a chocolate que sorprende! Son de esos dulces que se preparan en un plis y que puedes conservar en la nevera para cuando necesites un poco de “chispa” o para cuando te pique el gusanillo a media tarde. Y también son ideales para llevar a la montaña o de picnic.

Si no conoces la algarroba, permíteme hablarte de las maravillas de este alimento. Se se trata del fruto del algarrobo, un árbol aromático muy característico de la cuenca mediterránea que puede llegar a alcanzar 10 metros de altura (de hecho, Barcelona está llena de algarrobos).

La algarroba es una vaina de color castaño oscuro que contiene en su interior una pulpa gomosa de sabor dulce, la cual rodea las semillas. De este fruto, tras ser desecado, tostado y pulverizado, se obtiene un polvo de apariencia y sabor muy similar al del cacao en polvo. Por eso, la algarroba es un excelente sustituto del cacao con mucha menos grasa y azúcar y con muchas más propiedades nutricionales, ya que es rico en vitaminas, minerales, fibra y antioxidantes. Además, es muy energético y es una excelente fuente de calcio, por lo que es ideal para los niños.

En cualquier caso, estas bolitas gustarán tanto a los niños como a los no tan niños y para todos son un alimento delicioso y supersaludable. Probadlas y ya me contaréis!

RECETA

Bolitas veganas de higos y algarroba

Peca sin remordimientos con estos saludables bocados de placer

Raciones: 1o bolitas aproximadamente
Tiempo de preparación: 10 minutos

INGREDIENTES
  • 100 gramos de almendras
  • 3 cucharadas de copos de avena sin gluten
  • 3-4 higos turcos
  • 1+1/2 cucharadas de aceite de coco
  • 1/2 cucharadita de canela
  • 1 cucharada de algarroba
  • 1 chorrito de jugo concentrado de manzana

PREPARACIÓN

  1. Tritura las almendras junto con los copos de avena, los higos y el aceite de coco (tiene que estar líquido).
  2. Añade la canela, el jugo concentrado de manzana y trabaja un poco con la cuchara.
  3. Añade la harina de algarroba y mezcla bien con las manos hasta formar una masa compacta y homogénea. Añade una o dos cucharadas de agua si la masa no se pudiera trabajar bien.
  4. Forma bolitas con las manos y déjalas reposar un rato antes de comerlas (preferiblemente en la nevera para que se compacte un poco la masa).
NOTAS

Si no hay intolerancia al gluten se pueden utilizar copos de avena normales.

Yo he mezclado almendras marcona con almendras con piel a partes iguales (50 gramos de cada tipo) para darle un poco más de sabor a la masa. Si los higos no estuvieran muy tiernos, conviene remojarlos antes.

¿TE HA GUSTADO ESTA RECETA?

Suscríbete a TEDEKOKO y recibe periódicamente recetas, consejos sobre nutrición, las fechas de mis próximas actividades y mucho más


La finalidad de este formulario es poder enviarte más información, contenidos y recursos relacionados con la alimentación y el estilo de vida saludable, incluyendo talleres, cursos y/o cualquier otra actividad que pueda realizar. La base de legitimación es tu consentimiento, debes saber que los datos que nos facilitas serán almacenados en Mailchimp, ubicada en EEUU y acogida el EU Privacy Shield y el responsable de su tratamiento es Elena Molina López. Consulta mi política de privacidad para conocer más información, así como tus derechos de acceso, rectificación, cancelación y objeción.

Imprimir
No hay comentarios

Enviar un comentario

Uso de cookies

Bienvenido/a, estás en TEDEKOKO. Esta página web utiliza cookies para que tu visita sea perfecta. Si continúas navegando estarás dando tu consentimiento al uso de dichas cookies. Consulta aquí nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies